Google Pixel XL vs. OnePlus 3T: Todo por el mejor precio

El OnePlus 3T es la evolución de la temporada de la última generación del gama alta de la compañía china que ha representado un punto y aparte en el mercado tecnológico desde hace unos 3 años. Debemos compararlo con nuestro Google Píxel, en este caso con la versión XL por ser ambos de 5.5 pulgadas de pantalla.


Como lo prometido es deuda, aca te traigo una comparación importante entre el Google Pixel XL vs. OnePlus 3T, este último representa una mejora o actualización muy poco pronunciada del OnePlus 3, empezando por su sistema operativo que sin mas ni mas lo dejaron igual, con Android 6.0.1 Marshmallow, prometiendo la nueva actualización para las próximas semanas en ambos dispositivos, a diferencia del Google Pixel XL que ya nació en la nueva era de los Smartphones, con Android 7.1 Nougat.

Comencemos por su Diseño


Ambos dispositivos poseen líneas sólidas de construcción pero es evidente que son completamente distintas, ambas clásicas y claramente reconocibles, pero fáciles de diferenciar. Mientras Google apuesta por la simpleza al mismo tiempo que brinda materiales de calidad con tacto sutil para dejar toda la belleza del dispositivo al sistema operativo, OnePlus apuesta por un diseño mas cuidado, con la implementación de materiales premium y acabados realmente sofisticados, que evocan texturas reconocibles en terminales de precios superiores.

La disposición del sensor de huellas dactilares es diferente para ambos, en el Píxel está en la espalda y tiene la bondad de servir como trackpad, mientras que el sensor del OnePlus es a su vez un botón Home que es reconocido por muchos reviewers como el mejor sensor del año aunque no haga mas que esas 2 funciones.


En el OnePlus 3T puedes tener la función de trackpad que tiene el Google Pixel.



En el agua es resistente


El Google Pixel XL cuenta con la certificación IP53, para la protección al agua y el polvo, por otra parte, el terminal de la compañía china, el OnePlus 3T no cuenta con resistencia al agua.

Sin embargo, en el tercer trimestre del 2016, a uno de los directivos de Xiaomi le preguntaron por qué los smartphones de la compañía no eran resistentes al agua, a lo que él respondió: "construir dispositivos con una certificación ip implica mucho dinero por algo que puede comprometer la garantía que ofrecemos a nuestros clientes, es un problema que nos podemos evitar y lo hacemos". OnePlus como buena "Startup millennials china" seguramente tiene la misma filosofía, lo que les permite abaratar drásticamente los costos de fabricación.

Por los pelos la pantalla del Google Pixel XL es mejor


Si bien sabemos que el OnePlus 3T es una actualización del OnePlus 3, el diseño y la pantalla siguen siendo iguales, sin embargo, el Google Pixel XL le supera al contar con una resolución FullHD LCD 1440p con respecto al OnePlus 3T que se queda en una resolución de 1080p, a pesar de ser los dos terminales de 5.5 pulgadas y con tecnología AMOLED bien marcada (aunque en OnePlus prefieren bautizar como Optic AMOLED), en ambos, se cuenta con una experiencia a la altura de sus estándares.

Si de Poder hablamos…


Ambos poseen lo más actual de Qualcomm hasta 2016, el Snapdragon 821 que hace gracia de sus cuatro núcleos (2x2.5 GHz + 2x1.6 GHz) ofreciendo a la comunidad de gama alta la mejor experiencia con la arquitectura de 64 bits, ideal para videojuegos, aplicaciones, etc. Sin embargo, el OnePlus dispone de 6 GB de RAM mientras que en los dos terminales de Google Pixel XL, se dispone solo de 4 Gb de RAM.

En cuanto a la capacidad de almacenamiento interno, se cuenta en ambos con 128 GB sin opción a ampliar la memoria interna, es entendible frente a la publicidad de sus aplicaciones de almacenamiento en la nube.


Si de Batería hablamos, contamos en ambos, Google Pixel Xl y OnePlus 3T, con potencias y mAh muy similares, de 3450 mAh y 3400 mAh, respectivamente. Pero específicamente, en cuanto a la opcion de carga rapida “dash charge”, tengo que darle este round al dispositivo OnePlus 3T ya que éste carga al 100% en una hora y media, hallazgo que conseguimos en terminales de gama alta como el Samsung S7 Edge, mientras que el Google Pixel XL ha cargado, completamente, en 2 horas, indudablemente son creaciones que maravillan al usuario versátil.

Cámara, lo esperado


Por último, no podemos dejar atrás la incansable carrera que se han propuesto la mayoría de las compañías, en cuanto a ofrecer mejor experiencia con la cámara, pues el Google Pixel XL posee un sensor de 12MP 1 / 2.3” Sony, está fusionado con una abertura F2.0 pero no ofrece estabilización de imagen óptica.

Sin embargo, Google ha hincado sus músculos en el lado del software de las cosas y ha añadido un nuevo sistema de estabilización de vídeo basado en el giroscopio que lee los datos de giróscopo 200 veces por segundo durante más suave panorámica y grabación de vídeo sin vibración de la mano, mientras que el OnePlus 3T posee un sensor de 16 megapíxeles con todas las prestaciones técnicas que demandan los usuarios de la actualidad, con Sony IMX 298 (1/2,8”) y estabilización de óptica que fusionaron un sistema digital llamado detección de fase, en la cual se nota su rápida respuesta.


Como punto negativo del OnePlus 3T, es que la cámara no ofrece buenas prestaciones en espacios con dificultades de luminosidad, en cambio el Google Pixel XL, puedes disfrutar de toda su plenitud en cualquier parte, bajo cualquier condición.

Si crees que le ha faltado algún punto por abarcar en esta comparación de estos espectaculares terminales, no dudes en comentarnos. Compartelo.

Comentarios